La automatización de la cadena de suministro es la aplicación de nuevas tecnologías en procesos logísticos, de producción o almacenaje

La automatización de la cadena de suministro: presente y futuro

22 abril 2022

La automatización de la cadena de suministro implica el uso de nuevas tecnologías en los procesos logísticos para mejorar la eficiencia en la producción, el almacenaje y la distribución de mercancías, entre otros.

Estas tecnologías, junto con otras que están aún por consolidarse como el internet de las cosas industrial (IIoT) o el metaverso, conforman la cadena de suministro 4.0, que incorpora soluciones automatizadas y digitales con el fin de promover procesos ágiles, flexibles y productivos en los almacenes y centros de producción.

Qué es la automatización de la cadena de suministro

La automatización de la cadena de suministro consiste en aplicar nuevas tecnologías con el objetivo de instaurar procesos logísticos y de producción más eficientes y productivos. Entre las principales tecnologías que se utilizan para automatizar la cadena de suministro sobresalen la automatización robótica de procesos (RPA), la inteligencia artificial, los gemelos digitales o el machine learning.

Las nuevas tecnologías facilitan la introducción de soluciones encaminadas a lograr una cadena de suministro digital y conectada. En los almacenes y centros de producción 4.0, los programas de gestión se encargan de sincronizar las tareas de los operarios y de las máquinas para optimizar operativas complejas como la preparación de pedidos, la devolución de productos o el ensamblaje de componentes en las líneas de montaje.

Según el estudio de la consultora norteamericana Accenture Supply chain workforce of the future, las máquinas inteligentes ofrecen una oportunidad única para la cadena de suministro: “Tecnologías como la inteligencia artificial, los gemelos digitales, el internet de las cosas (IoT) y la nube permiten a las empresas predecir y controlar el impacto de casi todas las actividades del almacén. ¿El resultado? Un nuevo nivel de visibilidad y velocidad que cambia sustancialmente la forma en que las empresas diseñan, planifican, se abastecen, fabrican, suministran un servicio y recuperan o reciclan sus bienes”, afirman los autores.

La automatización de la cadena de suministro se sustenta en software avanzados como un sistema de gestión de almacenes
La automatización de la cadena de suministro se sustenta en software avanzados como un sistema de gestión de almacenes

La automatización de la cadena de suministro contempla la incorporación de programas de gestión avanzados para digitalizar los procesos, así como soluciones de producción, almacenaje y transporte automáticas gestionadas por un software. Estas aplicaciones emplean tecnologías de inteligencia artificial o big data para incrementar la productividad de etapas como la recepción de mercancías o la preparación de pedidos.

El informe de McKinsey Autonomous supply chain planning for consumer goods companies muestra cómo implementar soluciones automatizadas que impulsen la planificación autónoma puede potenciar el rendimiento y reducir costes en las empresas de bienes de consumo: “La planificación autónoma de la cadena de suministro puede suponer un aumento de los ingresos de hasta el 4%, una reducción del inventario de hasta el 20% y una disminución de los costes de la cadena de suministro de hasta el 10%”.

Beneficios de la automatización de la cadena de suministro

La automatización de la cadena de suministro se asocia a la implementación de soluciones automatizadas en etapas como la producción, el almacenaje o el transporte de mercancía con el objetivo de eliminar sobrecostes en las diferentes operativas. La implantación de nuevas tecnologías como la inteligencia artificial, el machine learning o el internet de las cosas facilita:

  • Flujos de mercancía ininterrumpidos: las soluciones automáticas en un almacén o en un centro de producción aseguran un abastecimiento constante de mercancía a las líneas de montaje o a la zona de almacenaje. El aprendizaje automático posibilita la aparición de robots móviles autónomos en las instalaciones logísticas, cuya misión es distribuir el stock a los diferentes puntos del almacén sin necesidad de seguir rutas predeterminadas.
  • Eliminación de errores: instalar soluciones automáticas basadas en tecnologías como la inteligencia artificial o la RPA limitan la probabilidad de fallos en la gestión de procesos y en la manipulación de mercancía.
  • Precisión en la gestión del inventario: la automatización de la cadena de suministro no solo implica dotar a la instalación de soluciones automatizadas, sino también de programas digitales que aseguren un control del inventario en tiempo real. La digitalización también contempla la sincronización con el resto de programas que participan en la cadena de suministro. Un software de gestión de almacenes puede ser la herramienta idónea para garantizar la trazabilidad sobre los productos.
  • Flexibilidad ante disrupciones: el uso de soluciones digitales y sistemas automatizados incrementa la capacidad de reacción de un almacén o centro de producción ante las disrupciones en la cadena de suministro ―como la provocada por la pandemia por coronavirus― o, incluso, ayuda a predecir aumentos de demanda inesperados.
Un transportador para palets es una solución automática que garantiza un flujo de mercancía ininterrumpido a las diferentes zonas del almacén
Un transportador para palets es una solución automática que garantiza un flujo de mercancía ininterrumpido a las diferentes zonas del almacén

¿La cadena de suministro podría automatizarse por completo?

La automatización de la cadena de suministro ya es una realidad palpable en cada vez más compañías y constituye una tendencia que marcará el futuro. Así lo demuestra el estudio de McKinsey Automation has reached its tipping point for omnichannel warehouses, que apunta a que el mercado de la automatización de almacenes alcanzará un valor de 51.000 millones de dólares para 2030, lo que supone un crecimiento anual compuesto de un 23%.

Las nuevas tecnologías en la cadena de suministro potenciarán no solo el rendimiento de las operativas en almacenes y centros de producción, sino también el camino hacia una producción, almacenaje y distribución autónomas. Según el análisis de la consultora norteamericana Gartner Supply chains will become autonomous faster than you expect, la cadena de suministro evolucionará de la automatización a la autonomía en la próxima década: “La mayoría de CSCO ―Chief Supply Chain Officers― de las organizaciones que forman parte de la cadena de suministro global están de acuerdo en que durante los próximos 10 años las cadenas de suministro globales más avanzadas aprovecharán la hiperautomatización, es decir, una combinación de tecnologías que abarcan la automatización de procesos robóticos (RPA), el machine learning y muchas otras, para llegar a ser más autónomos”, señala Pierfrancesco Manenti, VP Analyst del equipo de estrategia de la cadena de suministro de Gartner y autor del informe.

 

No obstante, el camino hacia una automatización completa de la cadena de suministro puede alargarse. El análisis de Gartner divide el crecimiento de la automatización de la cadena de suministro en tres periodos distintos: automatización (hasta 2025), aumento de funcionalidades (hasta 2030) y autonomía (más allá de 2030). La diferencia entre los tres periodos vendrá marcada por el nivel de consolidación de tecnologías en la cadena de suministro. Mientras que en la etapa de automatización destacan el internet de las cosas (IoT), la automatización robótica de procesos (RPA) y la inteligencia aumentada, en 2030 cobrarán protagonismo tecnologías como el machine learning, los gemelos digitales y la inteligencia artificial responsable. A partir de 2030, la autonomía de la cadena de suministro se afianzará con la inteligencia artificial y con el perfeccionamiento humano, que engloba las tecnologías que mejoran las capacidades físicas o mentales mediante la alteración natural o artificial del cuerpo humano.

Si la aspiración de las compañías es lograr una cadena de suministro completamente automatizada, la transformación tecnológica de la cadena de suministro, sugiere Gartner, debería ser una prioridad perentoria para las organizaciones: “Aunque será un camino que durará 10 años, se aconseja a los CSCO que empiecen a trabajar en esta transformación desde ahora. La tecnología se está desarrollando muy rápido y no hay tiempo que perder. Los CSCO deben seguir impulsando una mayor automatización de los procesos a través de la RPA, al tiempo que combinarla con técnicas de machine learning para automatizar también la toma de decisiones más complejas”, afirma Manenti.

Automatización de la cadena de suministro: operativas ágiles y eficientes

La automatización de la cadena de suministro se refiere a la aplicación de tecnologías como el aprendizaje automático o la inteligencia artificial al almacén a través de soluciones automáticas y de programas digitales. La introducción de robots automáticos elimina errores en la gestión de procesos y en la manipulación de mercancía, lo que redunda en operativas logísticas o de producción más eficientes.

La adopción de soluciones automáticas y de programas digitales en la cadena de suministro favorece el incremento de la productividad de los almacenes, aumenta la visibilidad de los participantes en la cadena de suministro y asegura un control del stock permanente y en tiempo real durante las operativas logísticas. Si estás interesado en automatizar tu cadena de suministro, no dudes en contactar con nosotros. Un consultor experto de Mecalux te ofrecerá la solución ideal para automatizar tu instalación, optimizar tus procesos y eliminar los errores derivados de la gestión manual.