Estanterías push-back

Sistema de almacenamiento compacto para palets que aumenta la capacidad del almacén y reduce los tiempos de manipulación.

El producto

Sistema push-back: almacenaje por acumulación para ahorrar tiempo y espacio

Las estanterías push-back son una solución de almacenamiento de alta densidad que permite almacenar varios palets en profundidad y una referencia distinta por cada canal. Funcionan por acumulación: la carga se desplaza por empuje sobre unos canales montados con un ligero desnivel.

El sistema push-back es sumamente ágil puesto que la carretilla no penetra en la estantería y se accede a la mercancía almacenada desde un único pasillo de trabajo. Se basa en el principio de gestión de carga LIFO (last in, first out): el último palet en entrar es el primero en salir.

Las estanterías de paletización push-back son sistemas de almacenaje compacto por acumulación

Ventajas de las estanterías push-back

  • Ahorro de espacio: la supresión de pasillos intermedios favorece un mayor aprovechamiento de la superficie disponible y aumenta la capacidad de almacenaje.
  • Ahorro de tiempo: las carretillas no tienen que penetrar en las estanterías y se trabaja desde un único pasillo, lo que agiliza de forma significativa las operativas de carga y descarga.
  • Múltiples referencias: admiten una referencia distinta por cada canal de almacenaje, lo que permite diversificar los productos almacenados.
  • A bajas y altas temperaturas: los carros de las estanterías están preparados para trabajar en un rango de temperatura que oscila entre -30 ºC y +40 ºC.
  • Seguridad operativa: los dispositivos de bloqueo, topes, centradores de palets y otros elementos posibilitan realizar las maniobras de depósito y extracción de forma fácil y segura.
  • Bajo mantenimiento: requieren muy poco mantenimiento y sus componentes ofrecen una elevada resistencia y durabilidad.
Las estanterías push-back es la optimización del espacio

Además de ser muy prácticas, hemos podido eliminar pasillos y agilizar las tareas de almacenaje

SHAD España
Marina Xicola Directora de operaciones
SHAD
(Barcelona, España)

Aplicaciones del sistema de almacenamiento push-back

Solución de gran flexibilidad que se adapta a distintos tipos de almacenes

Las estanterías push-back son un sistema perfecto para empresas con mercancía paletizada de rotación media o con poca variedad de referencias y pocos palets por cada una de ellas. Asimismo, se trata de una solución idónea para almacenes en los que se requiere optimizar la superficie disponible.

Las estanterías de paletización push-back son idóneas para almacenes con referencias de rotación media

Almacenes con rotación media

Las estanterías push-back son ideales para cargas paletizadas de rotación media con dos o más palets por referencia y gestión LIFO.

Las estanterías tipo push-back facilitan el almacenaje por lotes

Almacenaje por lotes

Cada canal es independiente, lo que permite diferenciar referencias y favorece la gestión por lotes.

Las estanterías push-back son un sistema muy frecuente en cámaras frigoríficas

Cámaras frigoríficas

Recomendables para almacenes a baja temperatura: reducen la volumetría a refrigerar y, por ende, el consumo energético.

Búfer temporal de pedidos preparados

Búfer temporal de pedidos preparados

Se pueden emplear en zonas de almacenamiento temporal de pedidos preparados.

Cómo funciona la paletización push-back

Conjunto de carros o rodillos para cargar y descargar palets con fluidez y seguridad

El funcionamiento de una estantería push-back se basa en un sencillo mecanismo de desplazamiento mediante carros o rodillos que aprovecha y equilibra dos fuerzas opuestas: la de empuje para depositar los palets en el canal de almacenaje y la de gravedad para facilitar su extracción.

Testimoniales

Nocciole Marchisio

Estamos satisfechos con las prestaciones que nos ofrecen las estanterías push-back y Movirack de Mecalux. En especial, por su óptimo funcionamiento y por permitirnos duplicar la capacidad de almacenamiento.

Pier Giorgio Mollea Propietario
Nocciole Marchisio
(Cortemilia, Italia)
College of DuPage

En las estanterías que teníamos antes, los operarios debían penetrar en la estantería para hacerse con una simple caja con papel de oficina. Ahora ya no hace falta. Para nosotros es un verdadero alivio no tener a un operario trabajando debajo de miles de kilos. El simple hecho de eliminar un eventual riesgo de accidente, no tiene precio.

Angelo Conti Responsable de almacén
College of DuPage
(Glen Ellyn, Estados Unidos)
Mundo Helado

Estamos muy satisfechos con las estanterías push-back de Mecalux, porque aprovechan todo el espacio disponible del almacén. Asimismo, este sistema nos permite gestionar los productos con mucha agilidad, lo que nos ayuda a prestar un servicio eficiente.

Francisco Achaval Gerente general
Mundo Helado
(Córdoba, Argentina)
Brivio & Viganò

Necesitábamos una solución que nos ayudase a maximizar la capacidad de almacenaje tanto en superficie como en altura.

Stefano Brivio Socio administrador
Brivio & Viganò
(Pozzuolo Martesana, Italia)
Interworld Freight

Estamos muy contentos con las estanterías de Mecalux, ya que han transformado por completo la distribución de nuestro almacén y, desde su puesta en marcha, hemos minimizado los errores. Ya no recibimos quejas de los clientes.


Interworld Freight
(Miami, Estados Unidos)

Casos prácticos

Belbo Sugheri

El almacén del fabricante de tapones de corcho Belbo Sugheri

Belbo Sugheri ha instalado estanterías push-back de Mecalux en su almacén de Calamandrana (Italia), multiplicando el número de palets almacenados, además de acelerar su proceso de carga y descarga. Leer más

Belbo Sugheri

Abafoods

La combinación de cinco sistemas de almacenaje impulsa la productividad de un fabricante de bebidas

Abafoods ha ampliado su almacén central en Italia con 5 sistemas de almacenaje que conviven en 4.500 m²: convencional, compacto, push-back, Pallet Shuttle y Movirack desarrollado por Mecalux. Leer más

Abafoods

Desert Depot

El operador logístico Desert Depot instala estanterías push-back para conseguir más capacidad en menos superficie de almacenaje

El volumen de almacenaje de la instalación que Desert Depot posee en Arizona se ha doblado al optimizar el espacio en altura mediante la solución de almacenaje compacto push-back de Interlake Mecalux. Leer más

Desert Depot

Tamer

Combinación de soluciones para el operador logístico Tamer en Arabia Saudí

Mecalux, en colaboración con Alshaya, ha equipado el almacén de Tamer en Arabia Saudí con estanterías para palets, compactas con Pallet Shuttle, push-back y un túnel de canales dinámicos para picking. Leer más

Tamer
Ver más casos prácticos

Configuraciones de las estanterías push-back

Diferentes variantes constructivas que se adecuan a las necesidades logísticas de cada almacén

Las estanterías push-back de Mecalux pueden albergar entre dos y cuatro palets en profundidad en la variante con carros o bien para acoger más de cuatro en la variante con rodillos.

Componentes de la estantería push-back

Las estanterías push-back de Mecalux destacan por la máxima calidad tanto de los procesos de fabricación como de los materiales y acabados de los diferentes componentes, lo que garantiza la estabilidad, resistencia y durabilidad de las instalaciones.

Además de los elementos comunes de las estanterías metálicas para paletización (como los bastidores y largueros, por ejemplo), lo que distingue al sistema push-back son concretamente los carriles de rodadura y los carros.

Las estanterías push-back están equipadas con un conjunto de componentes específicos que aseguran unas operativas de carga y descarga fluidas y libres de riesgos, garantizando la seguridad de los operarios, la mercancía y la instalación.

Los bastidores de una estantería push-back se componen de puntales, travesaños y diagonales

Bastidores

Elementos verticales formados por dos puntales unidos entre sí mediante un conjunto de travesaños y diagonales.

Sobre los largueros de las estanterías push-back se fijan los carriles

Largueros

Elementos horizontales sobre los que se fijan los carriles. Están montados con el desnivel necesario para el correcto movimiento de los palets.

Los carros de las estanterías push-back se desplazan por los carriles

Carros

Incorporan cuatro rodamientos con sus ejes que posibilitan su movimiento a lo largo del carril. Disponibles en tres longitudes para adaptarse al ancho del palet.

Los carriles de las estanterías push-back posibilitan el movimiento de los carros

Carriles

Perfiles metálicos donde se alojan los carros y que permiten que los elementos de rodadura se desplacen correctamente a lo largo del canal.

Los rodillos aumentan la profundidad de los carriles de una estantería push-back

Rodillos

Solución empleada para conseguir mayor profundidad en los canales. Los ejes de los rodillos encajan en las ranuras de los carriles.

Los gatillos de bloqueo impiden que el carro se desplace si el palet no se apoya de forma correcta

Gatillos de bloqueo

Se incluyen en cada carro para impedir su desplazamiento en caso de que el palet no haya sido correctamente apoyado.

Los centradores de palet facilitan la carga y descarga en estanterías tipo push-back

Centradores de palet

Se ubican a ambos lados de cada canal para ayudar al correcto centrado del palet y facilitar las maniobras de carga y descarga.

Los testigos de presencia de carro indican si quedan huecos libres en un canal

Testigos de presencia de carro

Sobresalen del larguero para indicar si hay carros disponibles. Son especialmente útiles en niveles elevados para comprobar de forma rápida si quedan huecos libres en el canal.

La protección lateral de malla metálica refuerza la seguridad en estanterías de paletización push-back

Protección lateral de malla metálica

Se utiliza para prevenir la caída de mercancía desde niveles altos a zonas de paso o para restringir el acceso de personal al nivel inferior desde los laterales.

La placa de características reúne información técnica de las estanterías push-back

Placa de características

Refleja las características técnicas de la estantería y se localiza en sectores visibles en los extremos de la estructura.

Catálogos

Catalog - 9 - Sistema-push-back - es_ES

Estanterías push-back (catálogo)

Sistema de almacenaje de palets por acumulación y en profundidad

Descargar
Catalog - 10 - Inspeccion-tecnica-de-estanterias - es_ES

Inspección técnica de estanterías (catálogo)

Uso, inspección y mantenimiento de estanterías

Descargar
MS Dinamica_ESP

Manual de seguridad en el almacén

Funcionamiento, uso, revisión y mantenimiento de estanterías push-back

Descargar
Catalog - 1 - Soluciones-de-almacenaje-para-paletas - es_ES

Soluciones de almacenaje para palets (catálogo)

Sistemas de almacenamiento para productos paletizados

Descargar
Catalog - 2 - Easy-wms - es_ES

Software de gestión de almacenes

Innovación tecnológica para almacenes eficientes

Descargar

Preguntas frecuentes

Las estanterías push-back son estructuras compactas en las que se eliminan pasillos interiores y que permiten almacenar por acumulación hasta cuatro palets por canal, lo que aumenta la capacidad del almacén a la vez que reduce la superficie ocupada por la instalación. Los palets se depositan sobre un conjunto de carros o rodillos que se desplazan por empuje a través de una serie de carriles montados con una ligera inclinación. De ahí el nombre de push-back, cuyo significado de "empujar hacia atrás" representa la acción de la carretilla que empuja los palets ya presentes en la estantería para poder depositar uno nuevo. La parte delantera de la estantería es la de menor altura, lo que posibilita que, en el momento de retirar una mercancía, los palets posteriores avancen por gravedad una posición, quedando nuevamente ocupada la entrada del canal. Como estas estanterías cuentan con un solo pasillo de trabajo desde el que se realizan las operaciones de carga y descarga, se rige por el principio LIFO: se extrae primero el último palet depositado.

El sistema push-back es compatible con cualquier tipo de producto, aunque su implementación es especialmente idónea en ciertas circunstancias. Se trata, por ejemplo, de una solución perfecta para almacenar mercancía paletizada de rotación media con dos o más palets por cada referencia y que se gestione por el método LIFO. Asimismo, la paletización push-back se utiliza habitualmente en almacenes con pocas referencias y pocos palets por cada referencia, como así también para el almacenaje de productos de gran consumo, gracias a la rapidez que aporta en las maniobras de carga y descarga. Como ocurre con toda solución de almacenaje de alta densidad, es asimismo una solución perfecta para aquellas empresas que necesiten optimizar la superficie disponible para aumentar la capacidad del almacén.

La diferencia principal entre ambos sistemas radica en las estrategias de gestión de stock empleadas en cada caso. Las estanterías push-back se basan en el criterio LIFO (last in, first out), es decir, el último palet en entrar es el primero en salir, ya que el acceso a la mercancía se efectúa desde un único pasillo de trabajo. Las estanterías dinámicas, en cambio, cuentan con un pasillo de carga y otro de descarga, por lo que su operativa se rige por el criterio FIFO (first in, first out): el primer palet en entrar es el primero en salir.

Las estanterías push-back son un sistema de almacenaje por compactación de funcionamiento muy simple que permite alojar una referencia distinta en cada canal y en el que las carretillas no tienen que penetrar la estructura, ya que depositan y extraen la mercancía desde el pasillo de trabajo, lo que reduce los tiempos de maniobra y aumenta la seguridad operativa. No obstante, estas estanterías están limitadas por la profundidad de los canales y la altura. El sistema se puede configurar con hasta cuatro y seis palets en profundidad (según la variante elegida, carros o rodillos) y con una altura máxima de 7,5 m. Si se requiere mayor capacidad y altura, Mecalux cuenta también con otras soluciones de almacenamiento de alta densidad, como el sistema Pallet Shuttle, cuyos canales, por ejemplo, pueden superar los 40 m de profundidad.

Las estanterías push-back que utilizan el sistema de carros y carriles pueden albergar un máximo de cuatro palets por canal. En el caso de la variante con rodillos, en cambio, el número máximo de palets por canal asciende a seis, aunque si el peso del palet lo permite la profundidad puede ser incluso mayor.

Mecalux ha fijado la altura máxima de las estanterías tipo push-back en 7,5 m, siempre que se trabaje con equipos de manutención adecuados, puesto que la altura está condicionada por las carretillas utilizadas.

La anchura del canal o, lo que es lo mismo, de los largueros, equivale a la dimensión frontal del palet con la carga incluida más 150 mm (75 mm por cada lado).

En la variante de carros y carriles, la carretilla manipula los palets con los patines inferiores dispuestos perpendicularmente, para que estos se apoyen de manera transversal sobre los carros y carriles. Es decir, se introducen en la estantería por el lado más ancho. En la variante de rodillos, por el contrario, los palets se manipulan por el lado estrecho, de modo tal que los patines inferiores se apoyen perpendicularmente sobre los rodillos y se facilite su desplazamiento.

En una estantería push-back cada canal de almacenaje se dedica a una única referencia. Como los canales se gestionan de forma independiente, cada uno de ellos puede contener referencias diferentes, lo que supone una ventaja en relación con las estanterías compactas drive-in, en las que todos los canales de una misma calle de almacenaje se destinan a la misma referencia.

Teóricamente, cualquier modelo de carretilla puede operar con estanterías push-back, aunque se han de tener en cuenta determinados aspectos. La rigidez y resistencia a la fuerza de empuje del mástil de la carretilla, por ejemplo, condicionarán el número de palets por canal, ya que es la carretilla la que aplica la fuerza necesaria para empujar los palets almacenados en el canal al introducir un nuevo palet. Por otro lado, a mayor altura, más resistente debe ser el mástil, más van a desgastarse sus componentes y más difícil resultará controlar la carretilla al extraer los palets.