Al navegar por este sitio web acepta el uso de cookies propias y de terceros para una mejor experiencia y servicio. Para más información, visite nuestra Política de Cookies. Aceptar

Ucrania, el puente entre Rusia y Occidente

01/02/2005

Corrupción, burocracia y un sinfín de problemas económicos y crisis políticas podrían empezar a ser historia pasada en Ucrania.Con este optimismo y buenos propósitos sepresenta ante los 48 millones de habitantes dela ex república soviética el economista prooccidental Viktor Yushchenko, convertido en líder de la nueva República presidencialista-parlamentarista, tras su victoria en la repetición de los comicios celebrados en diciembre. "El futuro de nuestro país no está en manos de Moscú, Polonia o Estados Unidos, sino en las del pueblo de Ucrania", afirmó el líder naranja que ha conseguido desbancar del poder al prorruso Viktor Yanukovich, delfín del ex presidente Leonid Kuchma y garantía de una política continuista y de acercamiento a Rusia.

El ganador de las cuartas elecciones de la historia del país eslavo ha protagonizado una pacífica y rotunda revolución que tiñó de naranja–el color que distingue al grupo político de oposición a Yanukovich– las calles de Kiev. Tras las denuncias de fraude en la segunda vuelta de los comicios presidenciales que dieron por buena la victoria del primer ministro Yanukovich, miles de personas tomaron la capital y exigieron pacíficamente durante 18 días la repetición de las elecciones. Finalmente, las voces de la oposición naranja, apoyada por la comunidad internacional, dieron sus frutos:el Tribunal Supremo de Ucrania ordenó convocar nuevas elecciones tras declarar ilegal el veredicto de la Comisión Electoral Central.

A pesar de ser validados por los observadores internaciones, Viktor Yanukovich insistió en impugnar los resultados de esta repetición dela segunda vuelta electoral por "irregularidades sistemáticas y falsificación", y anunció su propósito de reintegrarse a sus labores como jefe de Gobierno tras las vacaciones electorales.Como respuesta, centenares de opositores y ciudadanos volvieron a salir a las calles para bloquear la sede del Gobierno en la capital eimpedir la entrada del candidato derrotado. No es de extrañar que, dada la participación masiva de la población contra el fraude electoral, en Ucrania se asegure que quien ha resultado victorioso de la repetición de los comicios ha sido el pueblo ucraniano.

 

La hora de la verdad

Ante el nuevo jefe de Gobierno de Ucrania se extiende ahora un difícil camino. El anterior presidente del país, Leonid Kuchma, le deja en herencia una nación corrupta, con una economía fuertemente ligada a potentes e influyentes clanes de la antigua URSS y con una cuarta parte de la población bajo el umbral de pobreza.La nueva Ucrania mira hacia Europa pero tampoco puede dar de lado a Rusia ya que depende de su petróleo y de su gas, que compra a precios más bajos que el resto. A Rusia también le conviene llevarse bien con el nuevo Ejecutivo:es el primer país productor de gas del mundoy su principal gasoducto por el que circula el 75% de sus exportaciones atraviesa Ucrania.

Además, la república ex soviética posee el centro de fabricación de armamento más importante de la antigua URSS, algo que Putin conoce bien. Yushchenko también necesita a Europa y a Estados Unidos. Uno de los principales objetivos del nuevo Gobierno será potenciar el valor estratégico de la situación geopolítica del país , ya que tras la reciente ampliación de la Unión Europea, Ucrania ha pasado a ser nación fronteriza con Rusia y, al mismo tiempo, con la UE. Entre los diez nuevos países que se han unido a la UE, tres (Polonia, Hungría y Eslovaquia) tienen una frontera común con Ucrania.

Además,actualmente la Unión es el principal socio comercial de Ucrania: en 2003, el país eslavo realizó un 39% del total de sus importaciones yabsorbió un 31,2% de sus exportaciones. Sin embargo, para la Unión, la importancia de su comercio con Ucrania es pequeña: un 0,6% de las importaciones (8.798 millones de euros) y un 1% de las exportaciones (5.726 millones de euros) en 2003. Para que estas cifras aumenten y Europa empiece a ver a Ucrania como un país abierto,dialogante y con el que entablar todo tipo derelaciones comerciales y políticas, tienen que tomarse muchas medidas decisivas, como por ejemplo, eliminar sus barreras arancelarias.

En general, Ucrania necesita modernizar la economía nacional, lo que podría traducirse en el cierre de varias de las minas no rentables que hay en la región de Donbas, donde se concentra la industria pesada de Ucrania. Además, Yushchenko centra sus promesas en luchar contra la corrupción en el sector público; abolir los privilegios fiscales que actualmente disfrutan las grandes empresas, que sólo contribuyenen un 1% a los ingresos estatales; legalizar la economía, ya que un 55% "está en la sombra", en palabras del propio Yushchenko;reducir el déficit presupuestario; y no bajar las jubilaciones, entre otras medidas.

Quizá con actuaciones de este tipo, Europa muestre buena voluntad y reconsidere al país eslavo como futuro miembro de la Unión Europea,una de las aspiraciones de Ucrania. En palabrasde Benita Ferrero-Waldner, comisaria de Relaciones Exteriores de la UE: "Si el nuevo presidente del país busca un vínculo más estrecho con la UE, estamos preparados para responder. El plan que hemos acordado tiene la flexibilidad necesaria para permitir una profundización en nuestra cooperación política y económica. No se pronuncia sobre su eventual ingreso en la Unión. Sin embargo,está claro que el cumplimiento de los compromisos que establece sólo podrá estrechar nuestra relación".

Ucrania firmó en marzo de 1998 el Acuerdo de Colaboración y Cooperación (ACC) UE-Ucrania que supone el marco formal de relaciones entre ambos. En 1999, la Unión adoptó la Estrategia Común de la UE con Ucrania con el objetivo de reforzar la cooperación en el ámbito económico y político. Ahora, la Estrategia Común será reemplazada por la nueva Política Europea de Vecindad (EPN, en sus siglas en inglés), cuyo instrumento de gestión es el Plan de AcciónUE/Ucrania que se está negociando actualmente."A través de la ENP, pretendemos crear una zona de estabilidad, seguridad y prosperidad para nosotros y para nuestros vecinos orientales y meridionales.

En ese marco, el Consejo de Ministros ha aprobado los primeros planes de acción, estableciendo las prioridades que acordamos con siete países amigos: Israel, Jordania, Moldavia, Marruecos, la Autoridad Palestina, Túnez yUcrania", asegura la comisaria Ferrero-Waldner.

República ex soviética

Ucrania ha estado gobernada por Moscú durante más de 300 años, desde que en 1654 ambas naciones se unieran mediante un tratado. El 30 de diciembre de 1922, Ucrania se convirtió en república soviética. De 1941 a 1944 estuvo ocupada por la Alemania nazi y, una vez liberada po rel Ejército Rojo, volvió a la órbita de la URSS.

Tras la intentona golpista del 19 de agosto de1991 contra el presidente de la URSS, Mijail Gorbachov,Ucrania se proclamó independiente el día 24 de ese mismo mes, una decisión que fue ratificada en el referéndum del 1 de diciembrede 1991 por el 93% de los ucranianos.El final de la Unión Soviética supuso la caída económica de un país que ha sobrevivido asituaciones terribles a lo largo de su historia.

Ucrania sufrió una trágica hambruna entre 1932 y 1933 que supuso la muerte de casi ocho millones de ciudadanos. Durante la Segunda Guerra Mundial murieron otros nueve millonesde ucranianos y, más recientemente, en 1986,se vivió en la ciudad de Chernóbil el peor accidente nuclear de la historia. Todavía no sepueden cuantificar las víctimas y los efectos delas toneladas de material radioactivo que el reactor número cuatro de la central liberó a la atmósfera aquel fatídico 26 de abril de 1986.

El paso de una economía planificada heredada del modelo soviético a una economía de mercado no fue nada fácil, sobre todo, teniendo en cuenta que durante los años de dominación rusa,era Moscú quien dirigía las zonas de intercambio y comercio. Tras el fin de la Unión Soviética, no se acometieron las reformas estructurales necesarias hasta, aproximadamente,1994. Por eso, los primeros años de la independencia se caracterizaron por una elevada inflación y una caída radical de su producción real, la más profunda entre los ex miembros del bloque soviético no afectados por la Segunda Guerra Mundial.

La grave crisis financiera que sufrió la URSS en 1998 afectó negativamente a Ucrania y reveló lo precario de su estabilidad económica fundada sobre todo en el rigor monetario.A partir de entonces, el país comenzó a recuperarse y ha logrado mantener tasas de crecimiento positivas desde 2000. De todas formas, Ucrania sigue teniendo varios puntos débiles que el nuevo Gobierno deberá solucionarlo antes posible: el equilibrio presupuestario aún está amenazado por la debilidad del sistema de recaudación fiscal; el ritmo de las reformas estructurales sigue siendo demasiado lento; y bastantes sectores económicos básicos como el energético se encuentran en situación precaria; además de la falta de diversidad de las exportaciones, que se centran en productos de débil valor añadido como la metalurgia y laquímica pesada.

Por otro lado, según el Informe económico y comercial de 2004, elaborado por la Oficina económica y comercial de España en Kiev, "sectores como el transporte, la educación, la salud o los servicios comunales necesitan una regulación urgente. Las anticuadas infraestructuras ucranianas: carreteras,ferrocarriles y puertos frenan el crecimiento y el sistema financiero está muy poco desarrollado por los bajos niveles de ahorro e inversión".A pesar de los déficits y la tarea que queda por hacer, durante el periodo 2000-2003, la tasa de crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) tuvo un promedio anual del 7%, dato que ha hecho posible un cierto marco macro económico equilibrado.

En 2004, la expansión de la economía ha seguido beneficiándose de una sólida demanda interna y del aumento reciente de la entrada de inversiones extranjeras .El sector exportador agrupa casi un 40% delPIB, "lo que supone un desequilibrio estructural que plantea riesgos para el desarrollode la economía", según los datos del citado informe.

Fuentes de la riqueza nacional

El sector industrial creció un 18% en 2003, por lo que se considera la mayor fuerza impulsora de la expansión de la economía de Ucrania. Las empresas de manufacturas suponen las tres cuartas partes del crecimiento industrial, sobre todo, la maquinaria ferroviaria y la automoción que está en pleno desarrollo por la apertura de varias líneas nuevas de ensamblaje.

La industria alimentaria, que creció en torno a un 20%, es uno de loss ectores más dinámicos como lo demuestra el volumen de inversiones que está recibiendo.Ucrania sigue siendo un importante referente mundial de cereal. A principios del siglo XX, este país era considerado "el granero de Europa"por su industria de cereales, sobre todo de trigo. Actualmente, ocupa el tercer lugar del mundo en la fabricación de aceite de girasol.

Sin embargo, las malas cosechas de 2003 han reducido en un 27% la producción de grano. A medio plazo podría darse un notable desarrollo del potencial agrícola del país por las reformas legislativas que se están introduciendo desde el año pasado sobre la liberalización dela propiedad de la tierra. En cuanto al comercio exterior, según el Comité de Estadísticas de Ucrania, el volumen total en 2003 fue de 47.739 millones de dólares, lo que supone un aumento del 33,81% respecto al año anterior. Los principales socios comerciales de la antigua república soviética son los países miembros del CEI (Comunidad de Estados Independientes, que agrupa a las siguientes antiguas repúblicas de la órbita soviética: Rusia, Bielorrusia, Ucrania, Moldavia, Azerbaiyán, Georgia, Armenia, Kazajstán, Uzbekistán,Kirguizstán, Turkmenistán y Tayikistán) con un34,8%, y la Unión Europea, con un 35,3%.

Entre los miembros de la UE, los mediterráneos, con un 7,5%, y los países que se han incorporado recientemente a la Unión (5,8%) destacan como socios comerciales. Los principales estados suministradores de Ucrania en 2003 fueron Rusia, Alemania, Turkmenistán, Polonia, Italia y el Reino Unido que vendieron a la república ex soviética petróleo yderivados, maquinaria, vehículos de transporte, metales básicos, productos alimenticios,plásticos, textiles y confección, papel y productos farmacéuticos. En cuanto a los mercadosde exportación más sobresalientes figuran Rusia, Alemania, Italia, China, Turquía y Hungríaque compraron a Ucrania productos metalúrgicos,maquinaria y equipos, productos químicos,alimentación, productos agrícolas y derivados del petróleo.

La inversión extranjera en 2003 experimentó un crecimiento significativo. La inversión directa acumulada en enero de 2004 fue de 6.650 millones de dólares, con un incremento anual del 24,7%, procedente sobre todo de Estados Unidos (16,5%), Chipre (10,5%), el Reino Unido(9,4%), las Islas Vírgenes (8%), los PaísesBajos (6,8%), Alemania (6%) y Rusia (5,7%). Los mayores volúmenes de inversión extranjera fueron a parar a los sectores de distribución comercial,industria alimentaria, maquinaria y equipos y al sector metalúrgico.

Interés de España en Ucrania

El cambio político en Ucrania es visto conbuenos ojos desde España. Ángeles Sáez, jefade la Oficina comercial de España en Kiev, considera que "el actual bajo volumen de comercioe inversión entre España y Ucrania probablementeexperimente un incremento amedio plazo". Y añade: "Esto sería consecuencia de la esperada confirmación de la estabilidad política, las oportunidades queofrecen algunos sectores de su economía y la también esperada profundización de las reformas económicas, que puedan eliminar alguna de las barreras existentes al comercio y la inversión".

Las ventas de las empresas españolas a Ucrania se sitúan en un discreto puesto 70 del ranking de clientes en el exterior. Según la Base de datos decomercio exterior de las Cámaras de Comercio, las importaciones procedentes de Ucrania han seguido la trayectoria contraria a las exportaciones, al aumentar un 12,9% de enero a agosto de 2004, hasta alcanzar los 224,18 millones de euros. Las cifras sitúan a la república ex soviética en el puesto 55 de proveedores para España.

Los combustibles minerales, capítulo en que se engloba el petróleo, se posicionan en el segundo lugar en las importaciones españolas,a pesar de haber experimentado un descenso de casi el 20%, hasta los 38,53 millones de euros. Semillas y frutos oleaginosos, con 25,3 millones de euros, han registrado un aumento del 117%, lo que les coloca en el primer puesto de la lista de productos ucranianos con más éxito de ventas en España.

Para España, los sectores con mayor potencial de demanda de importaciones son la industria alimentaria y la industria de la construcción."La producción de alimentos es uno de lossectores con mayor crecimiento en la economíaucraniana, con un 30% en 2002; más del40% de la inversión directa extranjera en Ucrania se concentra en ese segmento. El mercado de maquinaria para el procesado y empaquetado de alimentos ha crecido mucho,al igual que la demanda en tiendas y supermercados de comestibles bien empaquetados y de larga duración. Existe una fuerte preferencia por el equipamiento extranjero",afirma el Informe económico y comercial de 2004, elaborado por la Oficina económica y comercial de España en Kiev.La industria de la construcción ucraniana, con tasas actuales de crecimiento del 20%, busca constantemente nuevas fuentes de suministro y contactos. El mercado de materiales de construcción, muy competido, se estima en unos 900 millones de dólares. Casi un 70% son productosde importación de los países escandinavos,Alemania, Italia y España, principal proveedor de azulejos cerámicos.

En este sentido, la Comunidad Valenciana lidera las exportaciones españolas a Ucrania con la venta de este tipo de material, al alcanzar los 32,23 millonesde euros en ventas a la ex república soviética de enero a agosto de 2004, un 11,18% menos que en el mismo periodo del año anterior.Le sigue Cataluña, con 25,78 millones de euros, un 3,27% menos, y el País Vasco, con 5,43 millones, un 5,53% menos.