Al navegar por este sitio web acepta el uso de cookies propias y de terceros para una mejor experiencia y servicio. Para más información, visite nuestra Política de Cookies. Aceptar

Un software de peso

27/03/2014

Los sistemas y básculas de pesaje son clave para el día a día de muchas industrias.De una precisión impecable, deben complementarse con un software específico y personalizado que permita agilizar al máximo los procesos y hacerlos completamente efectivos y fiables.

Desde hace ya mucho tiempo, la tecnología provee a la industria de equipos y software que optimizan tanto los métodos de trabajo como la fabricación de sus productos,a la vez que redundan en un mejor servicio al cliente.

En los tiempos que corren, en los que la competencia es muy fuerte en prácticamente cualquier sector, la implantación de los últimos avances tecnológicos resulta fundamental para sobrevivir y destacar. Por ello, desde que el producto se concibe y diseña hasta que llega a las manos del usuario, es necesario realizar un control muy exhaustivo de todos los procesos intermedios.

La calidad del artículo final requiere una selección cuidadosa tanto de las materias primas como de las cantidades que se emplean, por lo que es imprescindible contar con unos criterios de pesaje de precisión que aporten las garantías de seguridad que demandan los clientes.

En este entorno, las posibilidades de aplicación de las básculas y otros sistemas similares son infinitas gracias a lo que conocemos como software de pesaje y dosificación, soluciones integrales que proporcionan precisos procedimientos operativos.

Las empresas necesitan asegurarse, por ejemplo, de que todos los envases y recipientes se ajusten a los límites de peso y llenado establecidos en la legislación, de ahí que el reto de muchas de ellas sea utilizar la técnica más sencilla y rigurosa para medir dichas variables de calidad en amplias gamas de producto.Por ello, es básico contar con la última tecnología y un software de pesaje adaptado a sus requisitos específicos.

Un poco de historia

Durante la década de los cincuenta se consiguió medir con exactitud hasta una diezmillonésima de gramo, y a mediados de los setenta se fabricó la primera balanza de precisión totalmente electrónica de la historia.

Aquello supuso el comienzo de la era digital, ampliándose y diversificándose posteriormente las posibilidades de aplicación de esta tecnología, con el avance de la tecnología de microprocesadores y de las soluciones de software.

En el desarrollo de cualquier actividad industrial resulta indispensable un amplio conocimiento y un estricto control sobre las materias primas, los subproductos o el producto final con el fin de conseguir el anhelado ahorro de costes. Es ahí donde reside la importancia de contar con un software de gestión a medida que posibilite una comunicación directa entre los equipos de pesaje y los diferentes sistemas de control de entrada, logística, producción o distribución.

De esta manera, es posible incrementar la productividad en el laboratorio, la fábrica o el almacén, se previenen y evitan muchos errores y se satisfacen los requisitos normativos vigentes.

El coste del error

La tecnología de pesada representa un papel fundamental en las instalaciones de muchas empresas, donde se usa para envasar con precisión toneladas de productos, por lo que debe responder ante las máximas exigencias y funcionar a la perfección. Las aplicaciones estándares se encuentran a lo largo de todas las fases de producción, ya que ningún negocio puede permitirse fallos que le hagan perder tiempo y dinero.

En numerosos procesos es ya inconcebible la fabricación y el desarrollo del producto sin utilizar balanzas, que están en el laboratorio, en la planta de producción o en el departamento de logística.

Pero no servirían de nada si sus resultados no se volcarán directamente en los sistemas informáticos y se integraran en las diferentes fases, algo que muchas veces se hace on-line.Y por si eso no fuera poco, la protección del consumidor exige que los productos estén sujetos a estrictas directivas mundiales, comunitarias o nacionales.

No importa cómo se encuentren embalados los artículos, su peso debe determinarse y registrarse con exactitud.A este respecto, el sobrellenado podría considerarse una solución al problema del peso insuficiente.Sin embargo, resulta absurdo desde el punto de vista comercial: incluso en los productos considerados económicos,el valor de las cantidades de más se acumularía rápidamente, con los consiguientes perjuicios.

Verificar procesos

Por este motivo, los fabricantes preocupados por la calidad de sus artículos utilizan sistemas de control que les permiten verificar el proceso de llenado y, si se requiere, intervenir en él para hacer correcciones. Hasta hace un tiempo, las bolsas de productos se pesaban al azar. Una de las tareas de los operadores de la cadena de envasado solía ser pesar envases manualmente y de forma periódica y aleatoria.

Un esquema de trabajo que les obligaba a abandonar su puesto y disminuía su eficacia en grado significativo. Ahora, para el control estadístico de la calidad (SQC) se utilizan sistemas informáticos en red con una base de datos central.El peso mínimo requerido y la cantidad máxima económicamente viable se introducen en el sistema, de modo que el control de muestreo se efectúa en el puesto de pesada.

Dependiendo del software utilizado, los resultados pueden ir directamente al sistema central de control o imprimirse. En ambos casos, es posible recono cer e incorporar inmediatamente los ajustes necesarios para continuar con el llenado dentro de las tolerancias definidas previamente.

Sencillez de manejo

Las soluciones de pesaje y dosificación son adecuadas para una enorme variedad de industrias. Tanto si se aplican en un puesto de pesada individual o en una solución ERP integrada, suponen una ayuda fundamental en todas las fases de desarrollo.

El usuario, tras un breve periodo de formación, suele ser capaz de administrar fácilmente materiales, instrucciones, lotes de almacenaje, contenedores o formulaciones, además de crear pedidos de producción y pesarlos.

Todas las actividades relevantes se registran en una tabla de control auditor y, gracias a su estructura modular, se adaptan de manera óptima a las necesidades de cada usuario, además de ser completamente escalables. Los datos recopilados por las básculas se cargan en los ordenadores mediante ese software, que captura la información a través de una interfaz de serie y la envía a otra aplicación o archivo.

Dichos datos se transfieren con sólo pulsar una tecla o a intervalos de tiempo predefinidos para evitar errores de lectura o tecleado, optimizando los procesos logísticos y de producción. Así, el registro de calidad se realiza en todo momento sin necesidad de papel.Antes, la fórmula de comprobación de la calidad tenía que imprimirse y entregarse a los empleados de producción.

Ahora, gracias al software de pesaje, la obligatoriedad de escribir manualmente los valores de los medidores y de hacer cálculos estadísticos con una calculadora de bolsillo se elimina,lo que supone una grata mejora en todo el proceso de trabajo.

Otras ventajas

La ley exige que el peso neto de muchos productos se compruebe regularmente, por lo que la actualización continua de la base de datos es esencial. Sin embargo, este tipo de comprobaciones también interesan al fabricante, cuyo objetivo es - minimizar el sobrellenado.

Esta posibilidad puede eliminarse casi por completo accediendo rápidamente a la información y analizándola cuidadosamente,y una solución de este tipo proporciona una asistencia inestimable en esta tarea. En otros tiempos, muchas empresas solían emplear a una o varias personas por turno para comprobar el peso, tomando muestras de las líneas de producción e introduciendo los datos manualmente, a continuación, en el sistema informático.

Pero con un software de pesaje ya no es preciso, pues los puntos de muestreo que se dispongan introducirán la información automáticamente en el sistema, lo que incrementa la representatividad y la fiabilidad de los análisis hechos.

Pero no acaban aquí los beneficios que se obtienen implantando una solución de pesaje, pues también permiten registrar los errores de calidad y predefinir medidas correctivas; obtener información en tiempo real de un puesto de test –algo vital para responsables que no pueden vigilar toda la planta de producción–; y,por último,facilitar la elaboración de informes y simplificar la gestión de los resultados, al almacenarse todos los datos de forma segura en el sistema y poder reproducirse de manera sencilla en gráficos o papel,o incluso trans ferirse a aplicaciones más amplias, como los ERP.

Dónde se aplica

Todo tipo de sectores demandan esta clase de tecnología como elemento indispensable en su día a día. Un buen ejemplo es el logístico, en el que resulta vital contar con sistemas de identificación, pesaje y control volumétrico para calcular al céntimo los gastos de distribución.

Si se cuenta con un mecanismo eficaz, se incrementa notablemente la productividad tanto en el almacén como en el transporte y se reducen significativamente los costes de expedición. Otros sectores donde la tecnología de pesada tiene un papel cada vez más importante son el farmacéutico o el químico.

Y es que cuantificar cantidades de sustancias en microlitros o miligramos, sin gastos injustificables y con altos estándares de seguridad, sólo es posible gravimétricamente. Resoluciones de una décima de miligramo, antes reservadas a las balanzas de precisión que se utilizaban en un entorno controlado, se están convirtiendo en el estándar de la producción automática, por lo que resulta imprescindible que toda la información relevante esté memorizada en el sistema, de manera que los operadores simplemente se limiten a seguir las instrucciones paso a paso.

Para finalizar, no debemos olvidar el sector de la alimentación, donde los fabricantes necesitan asegurarse de que todos los envases se ajustan a los límites de peso y llenado establecidos en la legislación. El principal reto de la industria alimentaria es encontrar el método más fácil y fiel para medir estas variables de calidad en amplias gamas de producto.

Y la solución pasa por utilizar un ordenador con el software adecuado en la planificación de la producción, para determinar cuándo, qué y, sobre todo, cuánto debe administrarse, mezclarse, envasarse y a qué destino ha de ser enviado.

________________________________________________________________________________________

¿QUÉ APORTA EL SOFTWARE DE PESAJE?

Productividad: gracias al flujo de información optimizado, resulta posible mantener en todo momento la continuidad de la producción, reduciendo los tiempos de avería y las pérdidas de productividad.

Calidad: las empresas tienen que producir cada vez más, mejor y más rápido, pero empleando menos gente, lo que muchas veces se traduce en lotes incorrectos. Un sistema de pesaje inteligente garantiza que la calidad del producto satisfaga sus expectativas.

Conformidad: los procesos y procedimientos deben cumplir las diversas normativas, como las ISO, y salir bien parados de todas las auditorías para evitar, de esta forma, advertencias oficiales, quejas de los consumidores o incluso la retirada de productos del mercado.

Seguridad: el entorno de producción debe ser seguro, aunque sin afectar al rendimiento, y satisfacer todas las regulaciones de su sector al respecto, sobre todo si está expuesto a riesgo de explosiones.

 

CASO PRÁCTICO: LABORATORIOS RUBIÓ

Laboratorios Rubió es una empresa familiar fundada en 1968 especializada en mercados nicho, es decir, en la fabricación de fármacos para enfermedades de baja prevalencia y/o incidencia. Sus medicamentos cubren lagunas terapéuticas y que los propios especialistas les solicitan al no estar disponibles en el mercado.

Antes de instalar WIN 4600 de Mettler Toledo, las pesadas se hacían de forma manual, lo que eternizaba el proceso y exigía bastantes recursos humanos. Tras la implantación del nuevo sistema de formulación, redujeron sensiblemente los costes y ganaron en fiabilidad y precisión.

PLATAFORMA LOGÍSTICA DE ALTO RENDIMIENO

Fundada hace seis años, PIXmania.com es una compañía especializada en la venta on-line de productos de alta tecnología y entretenimiento digital. Presente en 27 países europeos, cuenta con un almacén central de 25.000 m2, donde cada día se trata con cientos de proveedores y se envían miles de paquetes, por lo que requiere sistemas de gestión informatizados y especializados.

Ninguna operación se efectúa manualmente, y en cada paso de la cadena de suministro pueden seguirse leyendo los códigos de barras. Nada más recibir las mercancías, cada artículo se pesa y se mide con un equipo de medición estática Cargoscan de Mettler Toledo para determinar el área en que se almacenará.

Así, se facilita la búsqueda del paquete cuando hay que enviarlo y se obtiene el peso real de los productos, lo que hace más sencillo la facturación de los gastos de transporte a los clientes.