Al navegar por este sitio web acepta el uso de cookies propias y de terceros para una mejor experiencia y servicio. Para más información, visite nuestra Política de Cookies. Aceptar

Shangai quiere el cetro logístico

01/03/2007

La ciudad de Shanghai constituye actualmente uno de los puntos neurálgicos de China. El Gobierno del país, en su Décimo Plan Quinquenal (2001-2005), hizo del desarrollo de las infraestructuras una prioridad.Esta iniciativa contempla la construcción de cien centros logísticos, incluyendo el mayor puerto comercial del mundo de contenedores en Shanghai.Pero antes de entrar en la logística de esta ciudad, analicemos la situación del país. En una primera aproximación lo que destaca es su elevadísima población (1.300 millones de personas), el incremento del poder adquisitivo de la clase media y el asequible coste de la mano de obra.

 

La ‘fábrica del mundo’

Todos estos ingredientes convierten a China en la fábrica del mundo y en un millonario mercado potencial para Europa y América. “En una nación y en un mercado del tamaño del chino constituye casi una obligación explorar oportunidades, tanto de inversión como de venta, pues en caso contrario estaríamos viviendo de espaldas al principal productor mundial y a uno de sus principales mercados”, afirma a modo de resumen Francisco Soler, responsable del despacho de abogados Garrigues y Asociados, presente en la ciudad desde 2005.

Eso percibiendo a sus habitantes como potenciales compradores o fabricantes, porque desde el punto de vista político también hay avances. Aunque el mercado sigue estando restringido, tras la incorporación de China a la Organización Mundial del Comercio (OMC) en 2001, el país vive una apertura progresiva.En este sentido, la firma del tratado CEPA (Closer Economic Partnership) en 2004, entre Pekín y Hong Kong, permitió la inversión cien por cien extranjera en empresas hongkonitas, y ofreció la oportunidad a compañías foráneas de brindar sus servicios a través de joint ventures.Sin embargo, para que China sea el ombligo de la logística del mundo queda mucho por hacer. Y si bien se ha progresado bastante en infraestructuras, todavía le falta camino por recorrer al gran país asiático.

Además, para que el comercio entre en ebullición como en cualquier economía capitalista, China debe solucionar el lastre de su burocracia; la falta de conexión entre las redes de transporte; mejorar sus servicios y reforzar el sector logístico, muy fragmentado en la actualidad con más de 700.000 empresas dentro del negocio. A pesar de estos obstáculos, Jorge Dajani, consejero jefe de la Oficina Económica y Comercial de España en Shanghai,declaraba recientemente que “hoy en día, en el ámbito logístico, no estar en China es quedarse fuera del mercado internacional”.

 

Planes para la ciudad

Desde que Garrigues está radicada en China con oficina propia puedo afirmar que el flujo de inversión y la llegada de empresas extranjeras (y en gran medida españolas) no ha dejado de crecer, hasta situarse en niveles muy altos. Por otro lado, este ritmo de inversión extranjera ascendente, especialmente en la ciudad de Shanghai, provoca que tanto el marco normativo como las autoridades chinas evolucionen de forma bastante rápida hacia una mayor transparencia y seguridad jurídica en la toma de decisiones por parte de las autoridades”, afirma Francisco Soler, de Garrigues y Asociados.

Así pues, los planes gubernamentales para Shanghai a medio y largo plazo pasan por convertir a la ciudad en uno de los centros mundiales de economía, finanzas, transporte y comercio. En ese contexto, la Expo 2010, que se celebrará en la ciudad, servirá de impulso para el crecimiento de la urbe. Pero hasta entonces, el Gobierno chino es consciente de que para competir debe mantener el desarrollo económico a un ritmo sostenido (el PIB de Shanghai aumenta un 9% anualmente) y mejorar el nivel de vida de sus ciudadanos; salvar las diferencias educativas y científicas con respecto a otras grandes ciudades, conseguir unos servicios de calidad y crear un entorno dinámico y abierto al mundo.

Para ello, y según publica el Gobierno en diversas web oficiales, se tiene que incrementar el porcentaje de negocio en el sector servicios, hasta que represente el 50% del PIB y el80% en zonas urbanas; disminuir el consumo de energía en un 20%, teniendo en cuenta el crecimiento continuado del PIB; reducir el desempleo al 4,5% en 2010 y lograr que en esa fecha el 98% de sus habitantes disfruten de servicios sociales.

En la lista de retos también se engloba destinar el 2,8% del PIB a proyectos de I+D; asegurar una escolarización mínima hasta los 14 años; conseguir una penetración de Internet en un 68% de la población y mantener la inversión en protección del medio ambiente en el 3% del PIB.Dentro de las variables de la logística, Shanghai quiere que el comercio del puerto llegue a los 550 billones de dólares por año, que los contenedores transporten hasta 24 millones de TEU y el número de pasajeros que transiten por su aeropuerto sea superior a los 80 millones. La ciudad está cambiando por tierra, mar y aire.

 

Entrada por mar

De momento, el notable número de empresas que se han implantado en el delta del río Yangtzé (que baña la ciudad de Shanghai y desemboca en el mar) lo convierte en el mayor centro de inversiones del país.La rápida expansión de la zona ha hecho que sus instalaciones resulten insuficientes, por lo que el Gobierno,con el nuevo puerto de aguas profundas de Shanghai, trata de satisfacer esa demanda creciente.

El puerto es el primero del país en capacidad de manipulación de mercancías con más de 443 millones de toneladas en 2005 y el tercero del mundo en movimiento de contenedores (18,09 millones de TEU durante 2005). Por él pasan todo tipo de productos, aunque está especializado en cereales, carbón, componentes de automoción y contenedores. Con más de 300 muelles de amarre,dispone de un enorme potencial para su crecimiento. En tan sólo cinco años el puerto ha logrado duplicar su capacidad, de 200 millones de toneladas en el año 2000 a más de 400 millones en 2005. Su mayor problema era el escaso calado de las aguas.

Por ello, las autoridades de la ciudad, no queriendo perder ninguna oportunidad, ya han puesto en marcha un proyecto de expansión denominado Yangshan Deep Water Port, una infraestructura que permitirá a Shanghai crecer y colmar su ambición de convertirse en el mayor centro comercial, logístico y financiero de Asia y, por consiguiente, del mundo.La primera fase del proyecto se completó en diciembre de 2005, con una capacidad diseñada de 2,2 millones de TEU. Así y todo, sigue habiendo distancia entre el puerto de Shanghai y el de Singapur, líder mundial, que el año pasado registró 21,20 millones de TEU. El objetivo es ir reduciendo esa diferencia.

 

Autopistas fluviales

China cuenta con una red de canales navegables con una longitud de1 22.000 km. Estas carreteras fluviales suponen para el gigante chino uno de los mejores medios de transporte para el traslado doméstico de mercancías.El coste es relativamente más barato que por carretera o ferrocarril. Shanghai, regada por el río Yangtzé,el más largo de China –tercero del mundo– con más de 6.300 km de longitud, de los que 2.800 km son navegables, atraviesa 11 provincias.

La construcción de la presa de las Tres Gargantas ha solventado en gran parte el inconveniente del calado,y tanto los tiempos de transporte como los costes se han visto considerablemente reducidos. En 2003 elvolumen de mercancías que se movían por el río era de 14,75 millones de toneladas. Gracias a la inversión recibida y a la presa, esta cantidad se ha multiplicado por tres en un año.

El crecimiento continúa y en 2005 se transportaron casi 44 millones de toneladas.De todos modos, pese a que resulte más barato que otros medios de transporte interno, el río todavía no puede competir por el mal estado de las embarcaciones,la ausencia de nuevas tecnologías y el deterioro de los canales. El problema: la falta de inversión.El Yangtzé aporta una ventaja, una puerta de entrada y salida más de la fábrica china, que además resulta muy asequible y sólo requiere de capital para que el negocio fluya.

 

Mejora del transporte aéreo

Debido a la escasa capacidad de los aviones y su elevado coste, este tipo de transporte resulta sólo rentable para productos de alto valor o poco volumen. En China es el medio menos utilizado para el transporte de mercancías. Aun así, durante 2005, movilizó 3,4 millones de toneladas, con un crecimiento del 13,8% sobre el año anterior, el doble de la tasa de crecimiento mundial.

Actualmente, la gran mayoría del transporte de cargo internacional se efectúa a través de compañías extranjeras.El Gobierno chino controla de cerca el sector, y los vuelos permitidos son limitados. Las empresas internacionales pueden operar en el transporte de mercancías internacional, pero tienen restringido el mercado doméstico. Acaparan el 70% del transporte internacional, debido principalmente a la pequeña y escasa capacidad de las compañías nacionales.

No obstante, aunque exista esa restricción de operaciones en territorio interior, Lufthansa creó en 2004 una joint venture con Shenzhen Airlines, que bajo el nombre de Jade Cargo International empezará a funcionar este año con rutas nacionales y asiáticas. Desde 2002 se permite a las empresas extranjeras intervenir en el desarrollo y gestión de aeropuertos, siempre que la participación sea menor al 49%

A finales de 2005, China contaba con 142 aeropuertos para 1.300 millones de habitantes. A modo de comparación, y para entender mejor la capacidad aérea china, en Estados Unidos la cifra de aeropuertos es de 14.807, para una población de 300 millones. Por lo que se refiere a Shanghai, sólo seis años después de su inauguración, el Aeropuerto Internacional de Pudong Shanghai ya tiene problemas de espacio.

En la actualidad cuenta con una capacidad para 750.000 t y durante este 2007 está prevista terminar la construcción de una nueva zona de carga que podrá dar cabida a tres millones de toneladas por año. Con una nueva terminal, se espera que en 2015 alcance los 4,5 millones. De esa forma igualaría al aeródromo de Hong Kong, una de las mayores instalaciones de mercancías del mundo.

 

Transporte exprés

Uno de los sectores que más ha impactado en la economía china es el de las empresas de mensajería privada, con unas tasas de crecimiento anual del 30% desde 2001 y un mercado de unos 2.000 millones de dólares. El sector está representado por tres actores: grandes compañías estatales, multinacionales (con el 80% del mercado y presentes desde hace años bajo las firmas de DHL, FedEx, UPS y TNT) y pequeñas empresas locales (más de 1.500). Desde la apertura del sector en diciembre de 2005, las grandes compañías transnacionales están comprando las participaciones de sus socios chinos a fin de elaborar sus propias estrategias e integrar mejor los servicios.

Para entender la importancia de la logística en esta parte del mundo, basta decir que DHL inauguró en 2005 la Logistics Management University en Shanghai, un espacio de formación para los empleados de la compañía. Por su parte, uno de sus competidores,TNT China, gestiona tres millones de envíos urgentes internacionales al año a través de 75 delegaciones, ocho almacenes, cuatro centros de distribución regionales y siete puntos de embarque internacionales.

 

Controlar el almacenaje

Prácticamente el 90% del almacenaje chino está bajo control gubernamental.Según recoge el informe “El sector de la logística en China”, elaborado por el ICEX, las operaciones del almacén no están automatizadas, el diseño es insuficiente y los locales no se encuentran preparados para productos especiales. Sin embargo, el mismo documento afirma que la afluencia de corporaciones internacionales ha hecho construir almacenes de calidad dotados con las mejores tecnologías, dirigidos por empresas hongkonitas o proveedores internacionales.

Desde finales de 2005, las firmas extranjeras pueden operar abiertamente en el sector. APL Logistics cuenta con un proyecto –cuya primera fase está prácticamente completada–que creará unas instalaciones de14.000 m2 en la zona de libre comercio de Waigaoqiao (Shanghai). Por su parte, la australiana Tennant, está edificando también en esta punta de China instalaciones para el transporte de productos químicos.

______________________________________________________________________________________

UN TREN PARA CHINA MÁS VELOZ QUE EL AVE

El Transrapid es un tren de tecnología alemana que se desplaza mediante sistemas de levitación magnética. El ingenio circula encima de una vía ancha, situada sobre pilares a ocho metros de altura sobre el suelo. La vía es de metal y dispone de unos electroimanes que elevan el tren a 15 mm, de forma que no existe roce y permite que pueda pasar por zonas donde hay una ligera capa de nieve o hielo. En ambos lados de la vía existen otros electroimanes,cuya función es la de guiar el tren y mantenerlo en la posición correcta. Su velocidad máxima es de 500 km/h, con lo cual aventaja a los trenes convencionales de alta velocidad (como el AVE), que alcanzan 350 km/h.

______________________________________________________________________________________

SHANGAI EN EL MAPA

Situada al sur del delta del río Yangzi, Shanghai es la ciudad industrial y tecnológica más grande de China. Está considerada la capital económica y cuenta con el puerto más importante del país. Posee más de 4.000 rascacielos ,incluyendo dos de los más altos del mundo: el Oriental Pearl Tower y el Jing Mao. Administrativamente es una de las cuatro municipalidades de la República Popular China, todas ellas gobernadas directamente por el Ejecutivo central del país. Ocupa una superficie de 6.340 km2 y su población censada superaba los 13 millones de habitantes en 2005; cifra que puede rayar los 20 millones, si se cuenta la población no registrada, según reconocen las autoridades.

______________________________________________________________________________________

A LA CABEZA DEL SOFTWARE MUNDIAL

Sun Jiarong –director del buró científico-técnico para el comercio de desarrollo y tecnología de la Comisión para el Comercio y Relaciones Económicas Extranjeras de Shanghai– señala que la industria de software de esa ciudad consiguió en 2006 unas ambiciosas exportaciones cifradas en 476 millones de dólares.

Más exportaciones

Para Sun Microsystems, China es testigo del rápido crecimiento en el negocio de externalización de software. Sus exportaciones en este capítulo sumaron 2.600 millones de dólares el pasado año, un 30% más que a principios de ejercicio. A pesar de la rapidez del crecimiento, la industria de software china ha logrado, gracias a su competitiva oferta, ya un 3% del mercado internacional.

______________________________________________________________________________________

UNA MEGACIUDAD DE 11 DISTRITOS

Algunos de los barrios de esta megaciudad de rascacielos, a medio camino entre las películas más futuristas y la más clásica tradición china, constituyen un lugar ideal para la ubicación de empresas especializadas en Tecnologías de la Información (TI), para el sector textil, automovilístico, comercial y financiero. En la urbe de Shanghai se encuentran estos 11 distritos, para todos los gustos y para todos los negocios.

 

1. El Bund y la zona comercial y de finanzas. El corazón del centro financiero de Shanghai.Punto de encuentro de bancos,joint ventures, compañías de seguros y empresas de gestión.

2. Pundong World Expo 2010,centro internacional de convenciones Huamu. Se está desarrollando un centro internacional de intercambio cultural, negocios, convenciones y turismo para la región Asia-Pacífico.

 

3. Zhangjiang, zona de Servicios IT y Desarrollo Hi Tech. Área de empresas de innovación y servicios IT, con el software como principal negocio y la fabricación de tarjetas bancarias, como segundo.

 

4. Carretera Xizang/Zona comercial People’s Square.Un espacio comercial moderno y cosmopolita.

 

5. Distrito internacional de la moda Central Huaihai Road.Punto de encuentro de más de 500 de las grandes enseñas comerciales de ropa.

 

6. Distrito de servicios profesionales West Nanjing Road. Ofrece un amplio abanico de prestaciones profesionales.

 

7. Distrito comercial internacional Hongqia. Plataforma para las actividades comerciales transoceánicas que sirve a Shanghai y al resto del delta del río Yangtzé.

 

8. Distrito de servicios portuarios North Bund. Una zona especializada con numerosas compañías de envío y servicios añadidos, un punto clave en la transformación de la ciudad en nudo de la logística mundial.

 

9. Distrito de servicios de negocios de tecnología y ciencias Jiangwan-Wujiaochang. Área de empresas de innovación científica y proveedores del sector científico y tecnológico.10.Distrito comercial ecológico Changfeng. Un espacio de servicios que integra la arquitectura y escenografía junto con la ecología y los servicios financieros

 

11.Distrito de servicios de transportes terrestres Buyencheng. Se trata de un área con gran capacidad de crecimiento.